Especial Publicidad

La oportunidad de los concursos para que los usuarios conozcan tu ‘app’

Carlos Pierre, CEO y fundador de Badi, una plataforma de alquiler de habitaciones, reconoce que gran parte del éxito de su aplicación se debe a la presencia en todas las ‘stores’ móviles posibles

Una de las principales plataformas de alquiler de habitaciones a medio largo plazo, como es Badi, difícilmente lideraría su mercado sin haber comenzado por los concursos para apps. Como recuerda Carlos Pierre, CEO y fundador de Badi, representan una herramienta de gran valor para cualquier startup cuyo proyecto se centre en una aplicación. “Nos ayudó una barbaridad. Tanto a nivel de negocio, porque te estructura la organización y el mensaje, como para el networking, que te aporta una mayor difusión”, asegura. Gracias a esta política, en 2015, en el inicio de la aventura, ganó el premio a la mejor app de España y el crecimiento desde entonces ha sido casi imparable, pese a la reticencia del sector a transformarse.

Precisamente, el llamado ahora proptech, vive un momento álgido. Pierre sostiene que el mercado inmobiliario nunca pasará de moda, pero esto no significa que la tecnología no haya sacudido los cimientos. “La digitalización acaba de llegar a este sector. Los usuarios ya piden soluciones en minutos para transacciones de gran valor, como son las relacionadas con las viviendas”, añade. Badi lo que promete es seguridad en las transacciones, transparencia y eficiencia durante un proceso que puede dilatarse en el tiempo. Su gran salto, al menos en palabras de su CEO, ha sido la introducción del componente social: “Verificamos los perfiles y nuestro algoritmos ofrecen las mejores opciones”.

Si casi todo discurre por el móvil, en Badi comprendieron que una app era la mejor solución para abrirse un hueco en el sector inmobiliario. Mantienen una parte offline y una web, pero el 85% de su actividad depende del teléfono. La competencia con el resto de aplicaciones es feroz debido a que en las tiendas conviven todas bajo el mismo techo; y tan solo a un clic del éxito o el fracaso. “Lo ideal es tener presencia en el máximo de stores posibles. Depende del mercado, pero el nuestro tiene usuarios potenciales en casi todos. Por eso estamos también en la App Gallery de Huawei”, precisa Pierre.

Los problemas de vivienda en las grandes ciudades han ayudado a consolidar la posición de Badi. Su crecimiento mundial parte de algo tan cotidiano como una app, pero que ha mejorado año tras año. “Sin calidad y seguridad, una aplicación tiene complicado expandirse globalmente. Esto es lo que hemos aprendido en estos años y lo que nos ha llevado a sitios como Berlín y Nueva York”, concluye Pierre. Un sector como el proptech ha encontrado en las aplicaciones un motor de cambio –también de negocios emergentes–. Existen diferentes herramientas y entornos para que un emprendedor goce de cierta visibilidad, sobre todo cuando de móviles hablamos, que están tan cerca como al alcance de nuestra mano.

Un concurso para estimular el desarrollo de ‘apps’

Ya puedes presentar tus apps a la tercera edición del concurso #StartMeApp, organizado por Huawei en colaboración con EL PAÍS RETINA, que se celebrará el próximo mes de marzo.Este año más que nunca, las protagonistas indiscutibles son las aplicaciones móviles. Los requisitos básicos no varían demasiado respecto a ediciones anteriores: un jurado especializado valorará a las apps candidatas y se fijará en las propuestas más originales, útiles y viables. Entra aquí para participar: https://startmeapp.es

Retina

04/04/2020
03
La inteligencia artificial de ‘El Pirata’

La inteligencia artificial de ‘El Pirata’

Esteban Granero es el típico futbolista atípico: universitario, lector voraz, crítico literario para el proyecto Newtral de la periodista Ana Pastor y fundador de Olocip, 'startup' que ofrece inteligencia artificial para optimizar la toma de decisiones de clubes y empresas deportivas.

06

La app que promete acabar con el papeleo

Un grupo de grandes corporaciones y el consorcio de ‘blockchain’ Alastria trabajan para devolver a las personas el control de sus datos (y obtener de ellos información de mayor calidad). Aspiran a cumplir el sueño de la identidad digital soberana.

La app que promete acabar con el papeleo
Normas
Entra en El País para participar