En nuestraRevista Retina

Búscala en el quiosco
El láser del sistema Foxtenn (en la caja negra de ambas fotos) aporta una precisión del 100%, frente al margen de error del 1% del Ojo de Halcón.
El láser del sistema Foxtenn (en la caja negra de ambas fotos) aporta una precisión del 100%, frente al margen de error del 1% del Ojo de Halcón.
Tenis

La tecnología contribuye a mantener la leyenda de Rafa Nadal

La telemetría de dispositivos como acelerómetros, sensores de vibración o radares de velocidad le permitieron diagnosticar y remediar la pérdida de potencia en su derecha

La unión del esfuerzo, el talento físico, la fuerza mental y el sacrificio edificaron la leyenda de Nadal. Pero en lo más difícil, mantenerla, ha irrumpido la tecnología. José Manuel López Nicolás, profesor de bioquímica y biología molecular, la considera clave para que el tenista mallorquín se mantenga, año tras año, entre los mejores. La telemetría de dispositivos como acelerómetros, sensores de vibración o radares de velocidad le permitieron diagnosticar y remediar la pérdida de potencia en su derecha. Y gracias al giroscopio ha podido perfeccionar otro de sus golpes letales, el liftado. Es capaz de imprimir un efecto inaudito, hasta 5.000 revoluciones por minuto, para que la pelota caiga a plomo.

David Sanz, director del Área de Docencia e Investigación de la Real Federación Española de Tenis, apunta que los jugadores de las categorías inferiores, el caladero de nuevos Rafas, comparten una cualidad que en ocasiones puede tener consecuencias negativas. “En España se compite mucho más que en la mayoría de países. Eso nos da garra, experiencia, pero también riesgo de rotura temprana. Vemos operaciones de cadera por sobreuso a los 16 años, cuando es una lesión propia de jugadores que pasan de los 40”.

“Concienciar a entrenadores y padres es una parte de la estrategia para evitarlo”, añade Sanz. La otra la aportan la tecnología médica y la biometría, que ha avanzado lo suficiente como para precisar la edad biológica (no siempre coincide con la cronológica) y adaptar la carga a cada tenista. Se consigue con goniómetros que miden el rango óptimo de movimiento (ROM) de las articulaciones, o dinamómetros para los niveles de fuerza en los brazos.

Un láser arbitral infalible

Los GPS aportan datos de aceleración, desaceleración o tipos de desplazamientos. El análisis de vídeo ultralento perfecciona la mecánica de un gesto como la flexión y extensión de piernas en un saque. El análisis notacional (scouting), al que es adicto por ejemplo Djokovic, descubre los patrones de juego del rival. Plataformas como Dartfish generan todas las estadísticas posibles, primeros restos o cuándo haces dobles faltas, en apenas minutos. Y pronto sistemas como Foxtenn (de la empresa catalana homónima) podrán dejar obsoleto el ojo de halcón —el sistema que ahora decide si una bola ha entrado o no—, y tal vez a los jueces de pista, mediante el escáner infalible de pelotas y jugadores por haces de láser.

Retina

21/10/2020
Normas