activar roaming

Así puedes evitar el pago de ‘roaming’ estas vacaciones

La ‘startup’ española Holafly cuenta con una SIM física y otra electrónica con las que viajar por más de 85 países de todo el mundo y seguir navegando al igual que en casa

La ventaja de vivir en la Unión Europea es que hace ya un par de años que nos hemos olvidado de aquello de pagar roaming. Da igual que viajemos a Francia, Eslovenia o Bulgaria. La misma tarifa que tengamos contratada en nuestro país se aplica a los demás. Historia bien diferente es cuando dejamos atrás estas fronteras comunitarias. Un mensaje de texto aparece en nuestro teléfono para indicarnos los precios por navegar y llamar. Para evitar sustos indeseados en la factura, lo más rápido es apagar el roaming; pero, como ya no sabemos vivir sin internet –más bien sin el móvil–, la startup española Holafly ofrece tanto una SIM física como electrónica con datos precontratados en más de 85 países de todo el mundo.

El principal culpable del proyecto es Pedro Máiquez, cofundador de Holafly. Tal y como explica, a mediados de 2017 viajó a Perú para impartir unas clases de marketing digital. Su sorpresa vino cuando, a las pocas horas de aterrizar en Lima, había consumido los 50 euros que había establecido como límite para el roaming. Su jefa también se quejaba amargamente de los precios de estos servicios después de pisar Estados Unidos. Finalmente, un viaje a Asia se convirtió en el detonante definitivo para lanzar la startup. “A la vuelta a España nos planteamos si eso tan práctico de volar con una tarjeta de datos móviles para el país de destino, como me sucedió en Japón y Tailandia, no lo podíamos ofrecer nosotros aquí para solucionar un problema que es común para todos los viajeros”, comenta.

Para los operadores de telecomunicaciones, la itinerancia es un suculento pastel de ingresos, aunque cada vez menor. De acuerdo con la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), este ingreso ascendió a los 292 millones de euros el año pasado solamente en España. Una de las soluciones más novedosas que aporta Holafly para que el consumo no se descontrole son las tarjetas electrónicas o eSIM. En palabras del responsable de marketing de la startup, Jonan Basterra, hasta dentro de 15 días no lo comercializarán, pero el salto de comodidad resulta evidente. “Con estas tarjetas puedes mantener tu línea de siempre para voz y mensajes de texto y contar solo con el plan de datos que acordamos con las compañías de los países de destino”, sostiene Basterra.

A diferencia de las SIM de siempre, que son por el momento las únicas que ofrecen, estas carecen de soporte físico. No hay que estar pendiente de descuajeringar el teléfono para cambiarla o encontrar un pincho para abrir la ranura. Todo esto siempre y cuando no perdemos la tarjeta original. Una vez adquirida, en un correo electrónico recibimos un código QR, instrucciones mediante, con el que activamos los servicios de roaming precontratados al llegar al país que deseemos. “El único freno actual es que ahora mismo sólo hay unos pocos móviles que lo soportan [iPhone XR, iPhone XS y Google Pixel 3], pero hay un acuerdo mundial entre todos los fabricantes para adoptar esta tecnología, por lo que a corto plazo todos los teléfonos soportarán una eSIM”, asegura Máiquez.

Saltarse la censura China

Lo que Holafly pone encima de la mesa es una posible solución para la itinerancia que han negociado previamente con los operadores de diferentes países. Los datos que ofrezcan y su duración siempre dependerán de estas circunstancias. En China, por ejemplo, han encontrado una solución a la censura impuesta en internet por el Gobierno –Google y Facebook, entre otros, no están bien vistos–. “En la propia tarjeta hemos incorporado una red VPN para que podamos navegar tranquilamente, ya sea en Pekín o Shanghái”, añade Basterra. En Japón, en cambio, pese a la libertad plena por la Red, los turistas no pueden tener un número local, algo que adaptan en las SIM para los viajeros nipones.

Este tipo de tarjetas prepago gozan de bastante predicamento entre los turistas, ya sea por que las compran de antemano o al llegar al destino. Los conocidos como pocket wifi, una especie de router portátil, son otra opción popular para evitar gastos indeseados por roaming. Todas las opciones valen si queremos que las vacaciones no vengan con una cuesta de septiembre inesperada. “El peso de la tecnología cada vez es más importante. Hoy en día, estamos integrados via API con varios operadores internacionales que nos venden las tarjetas de los diferente destinos, tanto para reponer stock como para activaciones. Es un reto importante porque son diferentes operadores, países, lenguajes, productos…”, zanja el cofundador de Holafly.

Más información

Retina

12/12/2019
El 5G, un posible riesgo para los ‘hombres del tiempo’
09

El 5G, un posible riesgo para los ‘hombres del tiempo’

La Organización Meteorológica Mundial estima que la señal del 5G podría causar interferencias en la información que registran los satélites meteorológicos. Esto afectaría a la fiabilidad de las predicciones meteorológicas.

Normas