El futuro del transporte urbano es ‘contactless’
Firma invitada

El futuro del transporte urbano es ‘contactless’

La tarjeta 'contactless' como sistema de pago y validación del billete juega un papel fundamental para que el transporte metropolitano sea eficaz

A día de hoy, el 70% de los españoles ya vive en una ciudad. A esta tendencia se le suma el auge que está viviendo el turismo: tan solo el año pasado, nuestro país recibió la increíble cifra de 82 millones de turistas. La conjunción de estos fenómenos está resultando en unas ciudades cada vez más congestionadas, que deben ser más eficientes que nunca para asegurar la calidad de los servicios de sus ciudadanos.

Como consecuencia, el transporte metropolitano se enfrenta a un importante reto. En un momento de limitación presupuestaria, los medios de transporte deben encontrar la manera de ser más eficaces que nunca, y para ello la utilización de la tarjeta financiera con tecnología contactless como sistema de pago y validación del billete de transporte cómodo y seguro, juega un papel fundamental. A fin de cuentas, el uso y la aceptación de esta tecnología están cada vez más extendidos, gracias a la mejora de la experiencia de usuario, unida a los altos estándares de seguridad ya habitual en el pago con tarjeta.

En este sentido, el futuro del transporte pasa por la implantación de este sistema, como solución integrada del billete de acceso y del pago. Y lo creemos así por sus innumerables ventajas. En primer lugar, conllevaría una mayor eficiencia operativa, y permitiría a las autoridades del transporte disfrutar de las ventajas de la innovación digital, como una mayor optimización de sus servicios o un mayor conocimiento del comportamiento del usuario. Además, contribuiría al crecimiento sostenible, generando ciudades mejor conectadas y más respetuosas con el medio ambiente.

Para que sean un éxito, estos nuevos modelos deben contar con un sistema en torno al billete de acceso ágil, así como disponer de un sistema escalable e interoperable. Y además, deben cumplir con las expectativas de un usuario acostumbrado a la conveniencia, simplificación y personalización que le permite la digitalización de los servicios. Con todo, no cabe duda de que se trata de un reto de grandes dimensiones, para las que las administraciones públicas y empresas privadas debemos abordar en conjunto.

Una de nuestras colaboraciones más notoria, Transport for London, es un caso de éxito, con resultados muy positivos: en Londres ya se realizan más de 12 millones de trayectos contactless semanales, y el 40% de las transacciones en el metro son ya sin contacto. Pero además, un dato muy significativo es la reducción del 35% en los costes de recaudación, lo que supone más de 100 millones de libras de ahorro anual.

Sin necesidad de irnos tan lejos, en España, durante el exitoso piloto con Banco Santander y la Empresa Municipal de Transportes de Madrid (EMT) llevado a cabo hace un año y medio, la percepción del usuario fue inmejorable, y da cuenta de la gran aceptación de esta tecnología y el enorme interés de apostar por ella para generar un transporte que responda a las necesidades de sus clientes. De hecho, tras el citado piloto, ya está en proceso de implantación una plataforma para la gestión de los pagos electrónicos en todos los servicios de la EMT, por lo que los usuarios, en unos meses, podrán validar y pagar el billete en un solo gesto con su tarjeta financiera o su dispositivo móvil.

Con todo, el sector del transporte se encuentra en un momento apasionante. La revolución digital, junto a la entrada en escena de otros modos de movilidad urbana, dibujan un escenario de cambio que debe ser aprovechado para hacer crecer a nuestras ciudades. Es una gran oportunidad para mejorar la calidad de los servicios que se ofrecen a los ciudadanos, transformando el pago para crear un transporte público de calidad, más eficiente, sostenible e inclusivo.

Paloma Real es directora general de Mastercard España.

Retina

18/11/2018
06

La solución que surgió de la crisis

Una pequeña consultora con un alto componente tecnológico compite con multinacionales desde Canarias. Especializada en el sector bancario, VERTA demuestra que sin prejuicios y con innovación se llega mucho más lejos.

La solución que surgió de la crisis
07
La fábrica en la que los robots bailan

La fábrica en la que los robots bailan

Visitamos la fábrica de Volkswagen en Navarra, donde artilugios enormes de movimientos perfectos se mueven a un ritmo imperturbable y saben, sin posibilidad de error, qué paso deben dar en cada momento.

Normas