Boxmotions

Cuando encontrar un trastero se convierte en una cuestión tecnológica

La 'startup' catalana Boxmotions constituye una solución de almacenamiento a la que poder recurrir desde el móvil

La bicicleta de tu infancia cogiendo polvo en un rincón de la casa, esa tienda de campaña que estrenaste un fin de semana con amigos hace tres años y no has vuelto a abrir, la colección de miniaturas de tu hermano a la que hace tiempo que no presta atención... La lista de objetos que almacenamos en casa y no utilizamos más de dos veces al año —en el mejor de los casos— es innumerable. Ante este problema, el ser humano inventó el trastero, un espacio que alberga toda suerte de cacharros de los que por alguna extraña razón no queremos deshacernos y que constituyen, en muchas ocasiones, una caja de Pandora que es mejor no abrir.

Pero no todos disponemos de este invento. El incremento en el precio de la vivienda ha provocado que muchas familias vean estrecharse las paredes de sus casas y reducirse los metros cuadrados en los que viven. Un recurso habitual es el de alquilar el trastero y es en este punto donde Boxmotions pretende revolucionar el mercado: digitalizando esta experiencia.

  • ¿De quién hablamos?

Pol Karaso y Álex Corbacho se conocieron estudiando ingeniería aeronáutica y coincidieron más tarde como empleados de una consultora. “Desde el primer momento, teníamos claro que íbamos a emprender y que lo íbamos a hacer juntos”, recuerda el segundo. Y así lo hicieron. En 2016, lanzaron Boxmotions, una empresa que recoge y devuelve los objetos que el usuario gestiona online a través de su móvil. La iniciativa nacía como evolución de un proyecto anterior que tenía como modelo de negocio el transporte de equipajes entre la ciudad y el aeropuerto. “Como ya disponíamos de parte de la tecnología necesaria y un sistema logístico de rápida respuesta, decidimos pivotar el modelo hacia el sector del almacenamiento y los trasteros”, reconoce Corbacho.

Comenzaron operando en Barcelona y el pasado julio expandieron sus servicios a Madrid. Ya han almacenado más de 30.000 artículos y, en el medio plazo, se plantean su expansión europea.

  • ¿Cómo funciona?

Su funcionamiento es sencillo: el usuario reserva un espacio a través de la página web de Boxmotions y la empresa recoge el material a almacenar, fotografía cada artículo y construye un catálogo online privado antes de llevarlo a su trastero. Una vez completado este proceso, el cliente puede controlar y organizar sus pertenencias a desde el móvil; puede solicitar que se le devuelva algún artículo o puede incluir nuevos a través de su sesión en la web.

“Mientras con un self storage convencional el cliente tiene que organizar todo, en Boxmotions trabajamos para que el máximo peso que levante el usuario sea el del móvil para reservar nuestros servicios”, resume Corbacho. Su solución, además, aporta un componente importante: flexibilidad. Los planes de Boxmotions permiten reservar diferentes espacios en función de las necesidades de almacenamiento de cada persona.

Si bien la tecnología y el desarrollo de los procesos logísticos son patrimonio de la empresa, buena parte de los intermediarios que participan en el servicio que prestan están subcontratados.

  • ¿Por qué nos interesa?

La idea de esta startup es de todo menos innovadora. Su modelo repite un patrón que funciona a otras empresas como MakeSpace, Clutter o BruteStorage. Pero la mayoría de estas soluciones operan exclusivamente en EE UU y Boxmotions tiene un filón en Europa, según afirman, el siguiente mercado en madurez en este sentido, con un crecimiento de entre un 5 y un 10% anual en la última década. Su cofundador lo tiene claro; para él, la compañía brinda una solución “más conveniente y económica a una necesidad que está en aumento en todas nuestras vidas: el espacio y el tiempo”.

¿Tienes una startup o una innovación que deberíamos conocer? Escríbenos a redaccion@elpaisretina.com

Más información

Retina

19/09/2018
Normas