Cómo gustar más a LinkedIn para despuntar en tu carrera profesional

Cómo gustar más a LinkedIn para despuntar en tu carrera profesional

Hay que estar en LinkedIn, pero no de cualquier manera. Para mostrar tu valor y llamar la atención de profesionales tendrás que conocer esta red desde dentro

LinkedIn, que este mes de mayo cumple 15 años, cuenta con 500 millones de usuarios en todo el mundo. Si tú eres uno de ellos puede que estés en esta red social para buscar empleo, para contactar con profesionales, compartir información de interés o, simplemente, adquirir conocimientos. Independientemente de cuál sea tu objetivo, lo que sí haces al estar en LinkedIn, ya sea consciente o inconscientemente, es convertir tu perfil en un currículum vivo que dice muchas cosas sobre ti, sobre cómo te comunicas, cómo te relacionas con los demás y qué intereses tienes. Para que este escaparate esté lo más completo posible y no pases desapercibido, los expertos recomiendan invertir alrededor de 30 minutos al día. Parece mucho, pero forjar una marca personal ofrece oportunidades profesionales y contactos interesantes que nos pueden ser de mucha utilidad. Para conseguirlo, aquí tienes algunos trucos y recomendaciones sobre cómo y cuánto trabajar tu imagen en LinkedIn.

El primer consejo es que, a estas alturas de partido, hay que estar en LinkedIn, pero no de cualquier manera. Para mostrar tu valor y llamar la atención de profesionales que quieran contar con tu colaboración tendrás que conocer esta red desde dentro.

Crea un perfil profesional de impacto

El punto de partida es redactar un titular profesional que te describa con claridad y contenga las palabras clave con las que quieres que te encuentren. Incluye una buena foto de perfil que muestre tu profesionalidad y complétalo con una foto de portada. No olvides personalizar la url de tu perfil.

La parte superior de tu perfil es la que más visualizaciones tiene, por lo que es importante que cuides la parte del extracto. Crea uno que te defina tanto profesionalmente como personalmente. Aquí no se trata de hacer un resumen de tu experiencia, si no de explicar lo que se conoce como expertise, dejando claro cuál es tu objetivo profesional y pasión por lo que haces.

Detalla tu experiencia profesional lo más completa y detalladamente posible y rellena los apartados de formación, aptitudes, intereses, publicaciones, voluntariado o certificaciones. También, solicita recomendaciones, lo que hará que tu perfil consiga lo que en esta red se llama un “nivel estelar”.

Incluye a lo largo de todos estas secciones elementos multimedia que den una mayor personalización y ayuden a visualizar tu perfil. Nuestro objetivo es que nos encuentren y cuando lo hagan quedarnos en el top of mind de esa persona, por lo que no olvides ir utilizando las palabras clave a lo largo de todos los apartados. Una vez que ya tienes tu perfil completo es hora de aportar valor y construir una red de contactos de calidad que impulse tu marca para conseguir oportunidades profesionales.

Aumenta tu visibilidad y haz crecer tu red de contactos

En LinkedIn no sólo se trata de buscar contactos, sino de hacerte visible y fomentar una relación que aporte valor. Para ello puedes realizar acciones como hacer publicaciones que sean de interés para tu público objetivo, siguiendo las tendencias del sector o más relevantes para la red.

Si quieres gustar a LinkedIn y a tu red de contactos, interactúa con publicaciones de otros usuarios, leyendo, recomendando, comentando o compartiendo contenido de calidad. Si contactas con personas interesantes de tu sector personaliza siempre la invitación.

Como el objetivo de LinkedIn es que te quedes dentro de la red, haz publicaciones propias incluyendo una imagen o enlace. Funcionarán mejor aquellas en las que la imagen va sin enlazar y escribas el link aparte. En cualquier caso, lo que suele conseguir la ansiada viralidad son las reflexiones sobre algún tema de actualidad o del mundo laboral pensadas para generar debate, sin enlaces a ninguna web externa. El éxito está asegurado.

Y hablando de resultados, para maximizar el alcance de tus publicaciones, interioriza cómo funciona el algoritmo de LinkedIn. La red clasifica tus post en tres niveles: baja calidad, spam o limpio. Si se clasifica como "Limpio" lo enviará a un grupo pequeño de contactos al azar para probar su popularidad. Así, evaluará la acogida de tu publicación dando a las recomendaciones un punto; a los comentarios, dos puntos, y a la opción de compartir, tres. Esta puntuación determinará hasta dónde podrá llegar tu publicación y decidirá si tu contenido cae degradado al nivel de ‘baja calidad’, quedando condenado al olvido, o es considerado como de “alta calidad”, enviándolo a más gente de tu red.

Otro tipo de publicaciones que le encantan a esta red es que escribas tus propios artículos a través de la función “Pulse”, donde podrás mostrar tu lado bloguero y conocimientos. También, participa en grupos: opina, abre debates, sube enlaces y comparte contenidos de interés, si puede ser tuyo mejor. Esto generará tráfico hacia tu perfil y te ayudará a forjar una marca propia.

En la mayoría de redes sociales, actualmente el “vídeo es el rey” y, como no iba a ser menos, en LinkedIn puedes grabar y publicar vídeos directamente desde su app, pero siempre de menos de 10 minutos.

Una opción que no mucha gente emplea es la de contactar con algún perfil L.I.O.N. (LinkedIn Open Networker). Les puedes identificar porque en su título de perfil indican la palabra LION, lo que significa que están abiertos a aceptar todas las solicitudes de contacto. ¿Qué significa esto? Que si consigues tener uno o varios LION entre tus contactos, este funcionará como intermediario para multiplicar tu red de conexiones de 2º grado.

Por último, debes saber que no todos somos iguales para LinkedIn. LinkedIn puntúa tu perfil y te indica qué estás haciendo bien y en qué tienes que mejorar. Para ello, la red te valora según tu índice de ventas o SSI (Social Selling Index). Para calcularlo, evalúa cómo estableces tu marca personal (25%), analiza si encuentras a las personas adecuadas en tu red de contactos (25%), si interactúas aportando contenido de valor o información interesante (25%) y las relaciones que creas (25%). No es fácil encontrarlo, pero pinchando aquí puedes mirar el tuyo.

Recuerda que si le gustas a LinkedIn tienes más opciones de conseguir tu objetivo, sea este un cambio de trabajo, nuevos contactos o más visibilidad. Dedicar esa media hora de la que hablábamos antes, merecerá la pena.

Miriam Martínez Canelo es especialista en Marketing y Comunicación Digital / Marca Personal

Más información

Retina

17/07/2018
04

El chatarrero electrónico que acabará en la cárcel

Eric Lundgren irá a prisión por desafiar a Microsoft. Pero antes ha tenido tiempo de fabricar un coche eléctrico con desechos que supera al Tesla y ha librado de plomo y mercurio a los trabajadores de los basureros electrónicos de Ghana.

El chatarrero electrónico que acabará en la cárcel
Un kit para evitar muertes por alergia
10

Un kit para evitar muertes por alergia

La especialista Anna Sala quiere mejorar la calidad de vida de los alérgicos con una funda para móvil y una caja inteligente para espacios públicos.

Normas