wireless
Wireless

Las fronteras de la conexión inalámbrica

En los últimos años, los cables han sido desapareciendo progresivamente de nuestras vidas, pero todavía queda camino por recorrer

La imagen que abre este artículo nos es de sobra conocida. Cables que van desde el ordenador a la toma de corriente, que conectan el monitor con la torre, el ratón a la pantalla, los auriculares, el cargador del móvil… Aunque sea algo a lo que todavía estemos acostumbrados, los cables tienen los días contados. Los famosos Airpods de Apple han supuesto una incursión interesante en un sector al que todavía le queda mucho por explorar. Retina indaga en algunas de las tendencias que buscan conseguir un mundo tan interconectado como inalámbrico.

  • La mesa que carga tu móvil

En pleno siglo XXI son muy pocas las personas que no tienen que recostarse junto a un enchufe si quieren ver su serie favorita en Netflix y su móvil tiene poca batería. Los cargadores inalámbricos son una realidad desde hace unos años, pero todavía no gozan de popularidad suficiente. En este terreno hay propuestas originales, como los cargadores que integra IKEA en algunos de sus muebles.

MÁS INFORMACIÓN

  • Olvídate de desenredar tus auriculares

La auténtica revolución de los Airpods no puede atribuirse solo a que prescinda de cables. El punto fuerte de la marca de la manzana es su chip W1 que evita al usuario la molestia de configurar el Bluetooth sincronizándose automáticamente con el dispositivo. Aunque esta solución solo es compatible con los productos de Apple, parece cuestión de tiempo que otra empresa desarrolle un estándar más abierto para resolver el problema de tener que desenrollar tus auriculares cada vez que los saques del bolsillo.

  • El sustituto de la fibra óptica

La empresa Starry está trabajando en la versión beta de una infraestructura para transmitir internet a 1GB por segundo. Funciona enviando señales a través de transmisores repartidos por la ciudad y que llegan a una antena en tu edificio que posteriormente envía a tu router. No solo es una solución más rápida, sino también más barata, ya que terminaría con la costosa instalación de kilómetros de cables de fibra óptica.

  • Internet viaja a través de la luz

El concepto de esta revolucionaria tecnología es simple: acceder a internet gracias a las señales que transmiten unas bombillas LED. El término se popularizó después de una charla de su inventor, Harald Haas durante una charla TED en 2011. Su velocidad es notablemente mayor que la de Starry y supera cien veces a su predecesor, el WiFi: 28.6 GB por segundo, con lo que podrías tardar menos de medio minuto en descargar una película en alta definición.

  • WiTricity, evitando cables

Sin duda, el mañana de la carga inalámbrica. Esta empresa está desarrollando una fuente de transmisión inalámbrica de energía capaz de cargar dispositivos sin estar en contacto con ellos. En otras palabras y si esta tecnología llega a buen puerto, instalar varias fuentes de alimentación de WiTricity en un hogar podría alimentar los dispositivos que haya dentro y requieran electricidad. Todavía está por ver cómo funcionará la carga múltiple y lo rápido que lo hará, pero lo cierto es que este proyecto verá la luz en los próximos diez años.

Breve historia reciente de las conexiones inalámbricas

Más información

Retina

30/04/2017
Cómo combatir la procrastinación
05

Cómo combatir la procrastinación

Te explicamos por qué ordenar tu escritorio te parece una idea divertidísima justo cuando tienes que ponerte a trabajar y cómo evitarlo

08

El fin de la ley de Moore

Los ordenadores cuánticos al asalto de la inteligencia artificial. Y el blockchain, al de la música.

El fin de la ley de Moore
Normas
Entra en EL PAÍS